lunes, 13 de agosto de 2012

George Bolena


Palacio donde George nació.

George Bolena nació aproximadamente en 1504, probablemente en el palacio de Blickling, en Norfolk. Sus padres, Thomas Bolena y Elizabeth Howard habían tenido por lo menos tres hijos varones: Henry, Thomas y George, siendo éste último el único que sobrevivió a la infancia. Su padre era un diplomático que prosperaba en la corte y su madre pertenecía a una de las familias inglesas más poderosas de su tiempo.

Thomas Bolena

No se sabe mucho acerca de su infancia, pero es posible que estudiara en la universidad de Oxford antes de unirse a la corte de Enrique VIII. Mientras sus hermanas eran educadas en el extranjero, George era educado por su propio padre en Inglaterra. Aunque se sugiere que pudo haber pasado una temporada en Francia mientras su padre fungía como embajador en 1519, ya que hablaba muy bien el francés (hablaba latín y un poco de italiano). Era un niño inteligente que tenía mucho en común con su hermana, con quien, según David Starkey, compartía algunos de los talentos de Ana. Siendo aún un niño, se presentó en las fiestas de Navidad entre 1514 y 1515.

Trayectoria en la corte y matrimonio
En 1524, Enrique VIII concedió a George la casa solariega de Grymston, en Norfolk. Además de una muestra de favor real, también debió haber sido otorgada por motivo del matrimonio que se avecinaba para el joven Bolena. En 1525, perdió su posición como caballero de la cámara privada, ya que Wolsey había reducido por la mitad el número de caballeros como parte de una reorganización basada en las Ordenanzas de Eltham. Los Bolena eran enemigos de Wolsey, por lo que al cardenal le convenía mantener alejado al potencial heredero Bolena. Como compensación, fue nombrado copero del rey en enero de 1526.
Después de 1520, cuando su hermana mayor, María, volvió a Inglaterra y ganó la atención del rey, George recibió mayores privilegios, que sin duda habría obtenido con el tiempo sin necesidad de que su hermana se metiera en el lecho real, ya que tanto él como su padre habían demostrado ser útiles al rey.

A finales de 1529 recuperó su antigua posición como caballero de la cámara privada. Nuevamente se veía beneficiado por la influencia de su hermana sobre el rey, pero esta vez de Ana. Aproximadamente en esas fechas, firmaba como George Rochford, conocido como barón. Después de que su padre se convierte en conde de Wiltshire, es conocido como vizconde Rochford. Desempeñó como embajador, siendo considerado joven para el cargo, con sólo veinticinco años. No obstante, no hay evidencia de que careciera de capacidad para tal cargo.

Jane Parker

A fines de 1524 o inicios de 1525, George se casa con Jane Parker, hija de Henry, el barón Morley. Los Parker eran una familia rica y con buenas conexiones, que además estaban lejanamente emparentados con el rey. No hay evidencia sólida para sostener que el matrimonio fue desdichado. Fue una boda arreglada, como todas en esa época, donde se esperaba que al menos los esposos lograran un entendimiento y cordialidad mutua. 

¿George Bolena tuvo descendencia? George Bolena, decano de Lichfield, vivió durante el reinado de Isabel I. Weir escribe sobre como "el mismo describe en su testamento como el pariente de su primo, Henry Carey (el hijo de María Bolena)". Weir señala que es poco probable que el decano de Lichfield fuese el hijo de George y Jane porque cuando murió Thomas Bolena su heredera fue María Bolena, y no un hijo de George. 

George apoyó fervientemente a su hermana. Ambos eran partidarios de la Reforma y se cree que fue él quien sugirió a Ana que mostrara textos reformistas al rey. Luego de que su hermana fue coronada, siguió desempeñando labores diplomáticas, como cuando en 1535 viajó a Calais para las negociaciones matrimoniales entre su sobrina, la princesa Isabel, y el duque de Angoulême.

Caída y arresto
Cuando se orquestó la caída de la reina Ana, era preciso eliminar también a sus principales partidarios. En abril de 1536, Nicholas Carew fue nombrado caballero de la Jarretera, un honor que lord Rochford esperaba recibir. El 2 de mayo, es arrestado bajo los cargos de incesto y traición. 

Ejecución de Ana, hermana de George


El lunes 15 de mayo tuvo lugar el juicio de lord Rochford y de la reina Ana en la Gran Sala de la Torre de Londres. No fue un juicio a puerta cerrada. Chapuys estimó que unas 2.000 personas asistieron al espectáculo, para las cuales se erigieron plataformas especiales. Ninguno de los veintiséis pares que tomaron parte en el juicio era desconocido para el hermano y la hermana, y con algunos tenían una relación muy estrecha. El tío de ambos, el duque de Norfolk, lo presidió como gran administrador. Participó el suegro de lord Rochford, lord Morley. 


Las pruebas contra lord Rochford de incesto con su hermana eran patéticas. Hubo un vago comentario acerca de que lord Rochford estaba "siempre en el cuarto de su hermana", algo que no constituye ningún delito ni, pensaría uno, es prueba de incesto. No hubo ningún intento de demostrar conspiración para el asesinato. 


La cuestión de la impotencia del rey, sobre la cual se especulaba mucho en privado, podía emplearse para eliminar a la reina Ana. Fue entonces cuando se presentaron las palabras fatales de la reina Ana a lady Rochford, "que le Roy n´estait habile en cas de soy copuler avec femme, et qu´il n´avait ni vertu ni puissance" (que el rey era incapaz de hacer el amor con su esposa y que no tenía ni habilidad ni virilidad). Aunque el documento se había redactado en la corte, lord Rochford tuvo la presencia de ánimo de leerlo en voz alta. Fue mucho más perjudicial que la insensatez relativa al incesto, porque tenía mayores probabilidades de ser veraz. 


La sentencia, pronunciada por Norfolk, fue la misma en ambos casos: la reina y su hermano debían ser quemados o ejecutados de acuerdo con el deseo del rey. Lord Rochford había negado su culpabilidad y la reina Ana había hecho otro tanto. Tras la sentencia, los dos admitieron formalmente que merecían el castigo. Era lo habitual en la época: proporcionaba un adecuado marco de referencia para pedir el perdón y, dado el caso, evitar la confiscación de propiedades.


Ejecución
Dos días más tarde, el 17 de mayo, los cinco hombres condenados fueron ejecutados en Tower Hill. Por deseo del rey, les fueron conmutadas las terribles penas que debían pagar en Tyburn. Los cinco murieron declarándose leales a su señor, aunque sólo Smeaton pidió perdón por sus "faltas". Lord Rochford, ejerciendo el privilegio del hombre condenado de dirigirse a la gran multitud que siempre se reunía para asistir a tales espectáculos populares, mantuvo su estoicismo hasta el fin. 


"Señores todos, vengo aquí no para predicar y dar un sermón sino para morir, ya que la ley lo ha decidido, y a la ley me someto." Luego recomendó a su audiencia que confiara en Dios y no en las "vanidades del mundo"



Bibliografia                                                           Fraser, Antonia: Las Seis Esposas de Enrique VIII, Ediciones B, Barcelona, 2007.

http://www.tudorplace.com.ar/

6 comentarios:

  1. Hola ¿fueron los Tudor contemporáneos de los Borgias? (Me refiero a Enrique VIII y sus hijos) ¿Tendrían algún tipo de contacto? Que curiosidad me acaba de dar.....no obstante, el papa que trató el divorcio de Catalina y Enrique no era Rodrigo Borgia, según creo. Estoy pez en este sentido.

    ResponderEliminar
  2. Hola. Pues la verdad no, porque Rodrigo Borgia murió en 1503, y en esa fecha Enrique todavía no se casaba con Catalina de Aragon. Cuando murió Rodrigo Borgia, lo sucedió Pio III que no duro mucho. Después a este lo sucede Julio II, que otorga una Bula donde acerca del matrimonio no consumado de Arturo y Catalina. El papa que tuvo que lidiar con el divorcio de Enrique fue Clemente VII.

    Pero pues es que los Borgia y los Tudor tienen varias cosas en común. Poderosos y ambiciosos, algo crueles en sus actos pero muy indómitos.

    ResponderEliminar
  3. Se cuenta, por lo menos en el libro "La otra Bolena" que Ana parió un hijo deforme,en la novela lo ponen como un monstruo. Debido a las acusaciones (y mira que no es por defender a Ana Bolena, pero que no me creo) de que era hijo de ella y de su hermano por el incesto cometido. ¿Pudo haber sido así y por eso el niño era deforme por el parentesco genético? Igual es ficción para la novela. saludos.

    ResponderEliminar
  4. En realidad si surgió ese rumor del hijo deforme. Aunque es raro que después del malogrado parto, el embajador Chapuys informo a su señor acerca de ello, menciono que era un feto varón pero jamas que fuera deforme. Aquella habría sido una noticia muy importante, aparte Chapuys odiaba a Ana Bolena y se habría regocijado con ser el primero en informar de aquello.
    Aunque la deformidad en niños en muchas ocasiones es la consecuencia de relaciones incestuosas, aunque no es esta la única causa.

    ResponderEliminar
  5. Ay a lo del hijo que supuestamente podría haber tenido George Bolena es un poco sospechoso. Aunque dado el conflictivo matrimonio que tuvo no me extrañaría que si Jane se hubiera quedado embarazada ésta fuera capaz de regalarlo por ahí o de darlo en adopción,dado lo alcahueta que se volvió. Aunque en la serie de los Tudor me da pena como la retratan, él la trata como le da la gana. Al caer los Bolena en desgracia, ella se debió ver salpicada.

    ResponderEliminar
  6. Pues ami lo del hijo me parece poco probable, pero pues también cabe la posibilidad de que lo haya perdido o haya muerto tan joven que ni siquiera se pudo registrar su nacimiento, pero pues quien sabe. Aunque si a George le desagradaba tanto su esposa pues también puede que no haya tenido tantas ganas de acostarse con ella.

    ResponderEliminar


Entradas relacionadas



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...